1/1

Esta vivienda de 90 m², situada junto a Príncipe de Vergara, llevaba varios años deshabitada, por lo que su estado inicial era bastante desastroso, además su configuración inicial estaba muy compartimentada. La pareja con tres hijos que había comprado el piso, necesitaba un cambio drástico de la distribución y una renovación completa de las instalaciones.

 

Los nuevos dueños deseaban optimizar el espacio al máximo y distribuirlo en cuatro dormitorios, dos cuartos de baño, cocina y salón; además cada dormitorio debía tener su propia entrada de luz natural, un armario, y el salón ser lo más amplio posible.

De esta manera, Diseño Interior Bruto, optó por la eliminación de toda la antigua tabiquería, para trazar un diseño del espacio completamente renovado y funcional.

Sumando metros cuadrados

Reforma integral

Estado inicial

1/1

Obra

1/1